H de Ho’oponopono

Etimológicamente, Ho’o significa “causa” y ponopono “perfección”, en lengua hawaiana. Se lo suele traducir como “enderezar un error” o “hacer lo correcto”. Sus orígenes se remontan a unos 5.000 años. Ho’oponopono es un sistema de sanación físico, mental, emocional y espiritual practicado por la cultura kahuna en Hawai. En su estructura convergen psicología, física cuántica, filosofía y mística. Los seres humanos vivimos repitiendo sistemáticamente “pensamientos tóxicos”, “pautas mentales”, “emociones”, etc – que denominan “memorias” – y provienen de nuestros ancestros, vidas pasadas y todo aquello que se adquiere en las experiencias tempranas de la infancia y en el posterior desarrollo de nuestra vida. Toda esa información debe ser “borrada” para luego ser realmente “nosotros mismos” (autoidentidad) y para que deje de generar los “problemas” que enfrentamos día a día (cocreando nuestra realidad de manera inconsciente). El ho’oponopono entonces, se practica para limpiar y suprimir esas memorias, así como para liberar lazos kármicos que nos involucran con otras personas, restaurando de ese modo el balance y la armonía de la personalidad. Recuperar nuestra autoidentidad implica estar libre de memorias, en estado de “vacío” como dicen los budistas o estado cero según el ho’oponopono. La única condición es que se lo aplique siempre, lo más que se pueda. La clave de este proceso es la capacidad transmutadora del agradecimiento, el perdón y el asumir el ciento por ciento de responsabilidad de todo lo que sucede en nuestra vida. Debemos estar dispuestos a dejar todo en manos de esta Divinidad para que sane nuestros recuerdos, sentimientos, creencias, para que sane la raíz misma de toda experiencia no deseada o dolorosa que tengamos y para que a la vez alivie a los demás | Ho’oponopono – Arte ancestral de sanación hawaiano.

Llegué a este libro gracias a Vir, amiga, viajera y escritora del blog Por las Rutas del Mundo. No lo empecé a leer porque estaba fascinada con La Undécima Revelación (libro sobre el cual ya les conté en mi desafío creativo). A los dos días recibo un email con una invitación para participar en un taller sobre el ho’oponopono al cual no voy a poder asistir por que ese día cumplo años, pero este fin de semana que pasó me inicié en Reiki (estoy feliz de la vida y ya les contaré todo en el día de la R) y un chico que asistió a esa iniciación tenía una remera que decía ho’oponopono. Cada vez estoy más abierta a recibir señales del Universo así que todo esto lo tomé como una especie de llamado para que lo empiece a leer.

*

Las palabras básicas del ho’ponopono son cuatro:

Lo siento. 

Perdóname. 

Gracias. 

Te amo.

además de contar con una serie gestos rituales y frases disparadoras y transformadoras para aplicar en diferentes situaciones de la vida (pero todavía no llegué a esa página así que no les puedo contar mucho).

Si bien el libro tiene una magia que desborda sus hojas con frases del tipo “es necesario aprehender con plenitud la vida ya que lo que no se vive en su totalidad no se aprende y lo que no se aprende se repite”, “todos somos otros” y “el alma tiene un plan para esta vida, que incluye una lección para aprender, una vocación que seguir y un camino que transitar. Ése es nuestro destino” (¡wooooooooooooooooooooooow!), ya de por sí sus palabras muletilla son súper fuertes.

No se trata de tirarlas y decirlas al aire sino de sentirlas, porque al fin y al cabo a quien tenemos que perdonar, agradecer y amar es a nosotros mismos. Con sinceridad, ¿cuántas veces realmente nos perdonamos? ¿Nos amamos? Siempre nos enseñaron que es al otro al que tenemos que disculpar y querer pero.. ¿y nosotros? Nadie va a poder vivir plenamente si no se logra esta sanación en sí mismo.

Obedecer nuestras voces, nuestros impulsos, nuestra alma. Obedecer ese fuego interno que nunca se equivoca y sabe hacia dónde tenemos que ir. Confiar en lo invisible para crear nuestro camino y que se convierta en realidad. Ser fieles a nosotros mismos, ser simples. La simpleza trae riquezas.

Liberarnos “de las ataduras del apego, de los prejuicios, del qué dirán, del querer agradar y buscar ser aceptado, de vivir la vida que los otros quieren para nosotros, de la dependencia emocional, del poder, de las memorias del pasado… ser libre para escuchar y realizar los deseos del alma”.

Si leíste sobre el ho’oponopono o hiciste alguna meditación, contame abajo qué te parece/pareció 

Anuncios

8 comentarios sobre “H de Ho’oponopono

  1. El Ho'oponopono llegó a mi cuando tenía que llegar, el año pasado, transitando esa tristeza inmensa de tener el corazón roto. Y me gustó, me ayudó seguramente en cierta medida, me calmó, me ayudó a confiar. No hice alguna meditación muy profunda, algunas veces me concentraba en repetir esas cuatro palabras (incluso mientras me hacian reiki). Hay que confiar, no queda otra. Y vivir en paz con uno mismo y toda la otra paz que tambien necesitamos, estará alrededor. Bella!!

  2. Linda! Es GE NIAL. El libro es “Ho'oponopono – Arte ancestral de sanación hawaiano” de Lili Bosnic, no tengo más data que esa! Quizás en Internet lo conseguís. Yo lo termino y se lo paso a Diana (nuestra amiga reikista) y si querés le digo que después me lo dé para dártelo así lo leés! jaja 🙂

  3. Hola.. Jime
    Acabo de conocerte atraves de eate interesante post de “ho oponoopono”. Yo tambien eatoy incursionando en eata reveladora tecnica de sanacion y liberacion, y te kiero prwguntar…. vos tenes alguna metodologia o “ritual” para fluir en creatividad? …porke tengo algunos proyectos de artes plasticas, pero no logro darle salida. “ho opono” puwde ayudar en este aspecto??

  4. Hola Alejandro! Ni bien leí tu mensaje, se me vino a la mente un libro que te va a venir súper bien en este momento de tu vida. Se llama “El camino del artista” de Julia Cameron (encontré este resumen con el que seguro te vas a sentir identificado: http://www.pensamientoconsciente.com/?p=2188).

    Fijate que en una parte del texto dice: “La verdad es que una vida creativa implica grandes dosis de atención. La atención es un modo de conectarse y sobrevivir. El premio de la atención es siempre la curación. La primera prioridad de nuestras vidas debe ser nuestra propia curación”. Creo que si combinas la lectura del libro con la técnica del Ho'oponopono, vas a poder encaminar tus proyectos. No tengo dudas de que así será.

    En cuanto a cómo dejo fluir mi creatividad, usaste la palabra justa: dejándola fluir. Estoy muy atenta a esos momentos “eureka”, a cuando siento que es el momento de escribir y bajar en palabras lo que me pasa o quiero transmitir. Además de autohacerme reiki (que también lo súper recomiendo), siempre leo libros que me inspiren y la música que disfruto escuchar no puede faltar, como también crear un espacio para la creatividad (mi habitación es luminosa, tiene mensajes positivos por todos lados, color, fotos, etc). Te recomiendo también que veas las charlas TED o TEDx, son una inyección de buena energía e ideas: https://www.youtube.com/results?search_query=tedx+en+espa%C3%B1ol

    Espero haberte ayudado!

    Un abrazo y adelante con esos proyectos!

  5. …. uuuyyy !! … ke bueno !!! …si, me haz ayudado.
    La verdad… puedo disfrutar d tu mensj, porke esta lleno de informacion… buenisimo!! graciass.
    De todos los Mega-Datos k me diste, Voy a comenzar por dos. Voy a “abrir” la 1* puerta” k me mostraste (estoy ansioso por leer ese libro)… y despues voy a continuar por la segunda “puerta” interesante, … reiki !!!
    Jime”luz”sanchez… (ya te cambie el nombre, bue…) solo decirte…
    Gracias…. … Graciasss por compartir !!!

Comentarios:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s