Muy pocas veces

Muy pocas veces miramos hacia arriba.
Muy pocas veces miramos el cielo.
Muy pocas veces elevamos nuestros ojos hacia lo infinito,
por estar en lo finito esperando que de ahí surjan respuestas y eurekas.

Si mirásemos un poco más seguido al océano brillante,
llegaríamos a segundas conclusiones,
a segundas miradas,
a segundas opciones.

Y soñaríamos más,
divagaríamos más,
construiríamos nuevas y sorprendentes realidades
que alegrarían a nuestras almas y a nuestros seres
contaminados por cemento e infinitos laberintos.

Nos enseñaron a ver más el suelo y menos el cielo.
Nos enseñaron que el suelo es real y el cielo inalcanzable.

El suelo perdió su batalla
y el cielo espera ansioso que lo conquisten.

En el suelo se camina.
En el cielo se planea.

En el suelo existo sólo yo.
En el cielo existimos todos.

Foto: La Vida de Viaje

Anuncios

5 comentarios sobre “Muy pocas veces

  1. Querida hija….Emociona tu espiritu poetico…invita a volar….idudables son los genes que llevas en tu sangre…te felicito..no dejes de escribir!!!!!!!!!!!!! te AMO…

Comentarios:

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s